This site uses cookies to provide you with more responsive and personalized service and to collect certain information about your use of the site.  You can change your cookie settings through your browser.  If you continue without changing your settings, you agree to our use of cookies.  See our Privacy Policy for more information.

Print.Print
Print Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print

Probar la iglesia

5 de septiembre del 2021 | 1 Corintios 5

Si les preguntas a los que no asisten a la iglesia por qué se niegan a ir, algunos responderán que es porque la iglesia está llena de hipócritas. Otros dirán que no asisten porque la iglesia es demasiado crítica. Irónicamente, Pablo diría que, si la iglesia está llena de hipócritas, es porque la iglesia no juzga lo suficiente.

Mucha gente cree erróneamente que cuando Jesús dijo “No juzguen” en Mateo 7:1, quiso decir que nunca debemos juzgar el comportamiento de otra persona. Ignoran el hecho de que Jesús también les dijo a Sus discípulos que no “den lo sagrado a los perros”, “ni echen sus perlas a los cerdos”, dos mandamientos que requieren una evaluación del carácter (Mateo 7:6). El mandamiento de Jesús de no juzgar es una advertencia sobre el peligro de juzgar a los demás sin antes juzgarte a ti mismo (Mateo 7:3–5). Su punto principal es que debemos aplicarnos el mismo estándar que usamos para los demás.

En el pasaje de hoy, Pablo hace eco de la enseñanza de Jesús sobre el juicio cuando les dice a los corintios que la iglesia tiene la responsabilidad de “juzgar a los de adentro” (v. 12). Específicamente, les dice que saquen de su comunión a un hombre que había estado durmiendo con la esposa de su padre (v. 1). El objetivo de este tipo de disciplina de la iglesia no es punitivo sino redentor (v. 5). Coloca al miembro que yerra en una posición para experimentar una combinación de presión social y espiritual, esperando que se arrepentirá (vv. 9–11; ver 1 Timoteo 1:20) La rendición de cuentas es una práctica relacional que comienza con una conversación entre dos personas que se preocupan el uno por el otro (Mateo 18:15).

  • No te preocupes por la moralidad de los incrédulos. La directiva de Pablo a la iglesia en tales asuntos es atender a los suyos y dejar que Dios juzgue a los que están afuera. Jesús decía: “¡Hipócrita!, saca primero la viga de tu propio ojo, y entonces verás con claridad para sacar la astilla del ojo de tu hermano” (Mateo 7:5).

 

John Koessler

 

 

 

POR EL DR. JOHN KOESSLER

 
      El Dr. John Koessler, fue profesor emérito del Instituto Bíblico Moody, en el departamento de Teología Aplicada y Ministerio Eclesial. John y su esposa, Jane, viven en el estado de Michigan. Escritor prolífico, los libros del Dr. Koessler incluyen Dangerous Virtues: How to Follow Jesus When Evil Masquerades as Good (Moody Publishers), The Radical Pursuit of Rest (InterVarsity), The Surprising Grace of Disappointment (Moody) y True Discipleship (Moody). John es también uno de los editores y columnistas de Today in the Word  

‚Äč


Today in the Word (en inglés)

Encuentra más recursos en inglés. Today in the Word te proporciona herramientas que te ayudarán a profundizar en tu estudio de las Escrituras.

Dona ahora a TITW


Septiembre | Hoy en la palabra

D L M M J V S
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    
< Agosto 31 Octubre 1>