This site uses cookies to provide you with more responsive and personalized service and to collect certain information about your use of the site.  You can change your cookie settings through your browser.  If you continue without changing your settings, you agree to our use of cookies.  See our Privacy Policy for more information.

Print.Print
Print Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print

Reglas de la Adoración

12 de septiembre del 2021 | 1 Corintios 11

El primer servicio religioso al que recuerdo haber asistido me pareció extraño. No estaba seguro por qué la gente estaba sentada o de pie. Cantaron en voz alta, recolectaron dinero y luego un tipo con una bata se puso de pie y nos gritó. Al menos, así me pareció a mí.

Las reglas que Pablo dio para la adoración en Corinto pueden parecernos igualmente extrañas hoy en día. Por ejemplo, cuando la gente usa sombreros hoy, generalmente es para el frío o por la moda. Pero en el contexto de adoración de Corinto, el cubrirse la cabeza era un símbolo de valores tanto culturales como espirituales (vv. 7–12). Aunque no todos los estudiosos están de acuerdo sobre el significado exacto del simbolismo, el principio es claro. La iglesia no debe reflejar los valores de una cultura pagana.

Pablo también proporcionó pautas para la observancia de la Cena del Señor, que los corintios profanaron tanto por sus divisiones como por su egoísmo. Como muchas otras iglesias en la era del Nuevo Testamento, los corintios observaron la Cena del Señor comiendo juntos. Pero en lugar de ser sensibles a los que tenían poco y compartir, algunos lo trataban como si fuera su propia cena privada (v. 21). Algunos comieron y bebieron en exceso, mientras que otros volvieron a casa con hambre. Piensa en el peor comportamiento que hayas visto en una comida en la iglesia y puede que tengas una idea del problema.

Su comportamiento no solo fue egoísta, sino que no honró la naturaleza sagrada de la comida. La Cena del Señor debe ser un recordatorio del sacrificio de Cristo. También es un recordatorio que la iglesia es un cuerpo formado por muchos miembros. Estamos acostumbrados a enfocar nuestra atención en Cristo cuando la iglesia observa la Cena del Señor. Pero ¿estamos también conscientes de la unión del cuerpo de Cristo?

  • La próxima vez que observes la Cena del Señor, mira a Cristo. Pero también toma nota de tus hermanos en la fe y recuerda que el sacrificio de Cristo los ha hecho miembros los unos de los otros.

 

John Koessler

 

 

 

POR EL DR. JOHN KOESSLER

 
      El Dr. John Koessler, fue profesor emérito del Instituto Bíblico Moody, en el departamento de Teología Aplicada y Ministerio Eclesial. John y su esposa, Jane, viven en el estado de Michigan. Escritor prolífico, los libros del Dr. Koessler incluyen Dangerous Virtues: How to Follow Jesus When Evil Masquerades as Good (Moody Publishers), The Radical Pursuit of Rest (InterVarsity), The Surprising Grace of Disappointment (Moody) y True Discipleship (Moody). John es también uno de los editores y columnistas de Today in the Word  


Today in the Word (en inglés)

Encuentra más recursos en inglés. Today in the Word te proporciona herramientas que te ayudarán a profundizar en tu estudio de las Escrituras.

Dona ahora a TITW


Septiembre | Hoy en la palabra

D L M M J V S
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30    
< Agosto 31 Octubre 1>