This site uses cookies to provide you with more responsive and personalized service and to collect certain information about your use of the site.  You can change your cookie settings through your browser.  If you continue without changing your settings, you agree to our use of cookies.  See our Privacy Policy for more information.

Print.Print
Print Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print

Conocer a la gente

4 de octubre del 2021 | Éxodo 4:19–31

Cuando asistimos a una reunión familiar, esperamos que la reunión esté llena de amor, buenos recuerdos y comida deliciosa. Esperamos que nadie mencione ese viejo conflicto familiar, y mucho menos cualquier conflicto actual. No queremos que nadie diga: “Has cambiado . . . para mal”, o que mencione los fracasos del pasado.

Para Moisés, el reencuentro de hoy generó una mezcla de emociones. Regresaba a Egipto como un ex príncipe y un criminal. Algunos de los líderes israelitas seguramente lo recordaron y las circunstancias que rodearon su huida 40 años antes. No obstante, escucharon su mensaje de Dios, presenciaron las señales y respondieron con adoración (vv. 29–31).

Está claro que Dios tenía el control de la situación. Le aseguró a Moisés que los que lo querían muerto también estaban muertos (v. 19). Le había dado la “vara de Dios”, llamada así por las señales que Moisés haría con ella (v. 20). Incluso, misericordiosamente, le dio a Moisés una descripción general de lo que vendría, incluidas las señales y maravillas, el corazón endurecido de Faraón, la plaga y la liberación final de los israelitas (vv. 21–23). Ya que Egipto no liberaría al “hijo primogénito” de Dios—una metáfora que indica el amor de Dios hacia Israel— pagarían el precio con sus propios hijos primogénitos.

Dios tenía el control y exigía obediencia. La circuncisión todavía era un elemento clave del pacto (Génesis 17), y el Señor estaba enojado porque los hijos de Moisés eran incircuncisos. Su esposa, Séfora, les salvó la vida con un acto radical de obediencia arrepentida (vv. 24–26).

Moisés se reunió con Aarón y lo puso al día sobre las instrucciones de Dios. Luego se reunió con los ancianos o líderes de Israel, les comunicó las palabras de Dios y realizó las señales. En contraste con los temores anteriores de Moisés de que no escucharían, su respuesta de adoración fue un buen comienzo. Aun así, ¡la historia acababa de comenzar!

  • ¿Podemos, como los ancianos israelitas, confiar y adorar cuando nuestras circunstancias son negativas o incluso miserables? Anímate, mantente firme, Dios conoce tu situación incluso mejor que tú. ¡Él tiene el control!

 

Brad Baurain

 

 

 

POR BRAD BAURAIN

 
      El Dr. Brad Baurain ha trabajado como escritor y editor de Today in the Word desde 1993. Actualmente, se desempeña como profesor asociado y director del programa TESOL en Moody Bible Institute. Brad tiene el privilegio único de tener un título de cuatro universidades diferentes (incluida Moody). También ha enseñado en China, Vietnam, Estados Unidos y Canadá. Brad y su esposa, Julia, tienen cuatro hijos y residen en Munster, Indiana.  

‚Äč


Today in the Word (en inglés)

Encuentra más recursos en inglés. Today in the Word te proporciona herramientas que te ayudarán a profundizar en tu estudio de las Escrituras.

Dona ahora a TITW


Octubre | Hoy en la palabra

D L M M J V S
          1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31            
< Septiembre 30 Noviembre > 1