This site uses cookies to provide you with more responsive and personalized service and to collect certain information about your use of the site.  You can change your cookie settings through your browser.  If you continue without changing your settings, you agree to our use of cookies.  See our Privacy Policy for more information.

Print.Print
Print Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print

Un buen informe

8 de mayo del 2021 | 1 Tesalonicenses 3:6–10

Honestamente mi familia no siempre es agradecida. Tenemos que trabajar en ello. Un año, escribimos notas por las que estábamos agradecidos y llenamos un frasco con ellas. Otros años, llevamos un diario de gratitud semanal para recordarnos las bendiciones de Dios, grandes o pequeñas. El año pasado probamos algo nuevo: colaboramos para crear un Google Jamboard (tablero de anuncios virtual) de fotografías y buenos recuerdos de 2020.

Pablo quería que los tesalonicenses supieran lo agradecido que estaba por el buen informe que Timoteo les había dado. Como leímos ayer, deseaba visitarlos, pero Satanás se lo impidió. (1 Tesalonicenses 2:18). En su lugar Pablo envió a Timoteo ¿Los habían engañado? ¿Se habían descarrilado? ¿Había sido en vano el ministerio de Pablo? ¡Para nada! Timoteo les había traído buenas noticias sobre su fe y amor (3:6). Él había informado que lejos de ser vencidos por el sufrimiento, perseveraban y crecían en el Señor.

Pablo se sintió tremendamente animado por esta noticia (vv. 7–8). En sentido figurado, era como si una parte de él hubiera muerto mientras se preocupaba por lo que estaba sucediendo en Tesalónica. Las buenas nuevas de Timoteo lo revivieron: “Ahora sí que vivimos, al saber que están firme en el Señor” (v. 8). Además de mostrar emoción, estas palabras también demostraron que Pablo estaba espiritualmente animado: Su sufrimiento valió la pena. El ministerio del evangelio avanzaba.

Todo esto condujo naturalmente a una renovada gratitud por parte de Pablo (v. 9). Se regocijó al saber con certeza que los tesalonicenses estaban bien espiritualmente. Aún anhelaba verlos en persona, no solo por el bien de su amistad sino también para que él pudiera “suplir lo que falta a su fe”, es decir, continuar a discipular y enseñarles hacia la madurez cristiana (v. 10).

  • Todos experimentamos emociones tanto positivas como negativas. Es parte de la vida, incluyendo la vida espiritual. Como demuestran los Salmos, expresar nuestras emociones a Dios puede ser una parte saludable de nuestra relación con Él.

 

 

POR BRAD BAURAIN

   

El Dr. Brad Baurain ha trabajado como escritor y editor de Today in the Word desde 1993. Actualmente, se desempeña como profesor asociado y director del programa TESOL en Moody Bible Institute. Brad tiene el privilegio único de tener un título de cuatro universidades diferentes (incluida Moody). También ha enseñado en China, Vietnam, Estados Unidos y Canadá. Brad y su esposa, Julia, tienen cuatro hijos y residen en Munster, Indiana.


Today in the Word (en inglés)

Encuentra más recursos en inglés. Today in the Word te proporciona herramientas que te ayudarán a profundizar en tu estudio de las Escrituras.

Dona ahora a TITW


Mayo | Hoy en la palabra

D L M M J V S
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          
< Abril 30 Junio 1>

Radio Moody Entre Amigos