This site uses cookies to provide you with more responsive and personalized service and to collect certain information about your use of the site.  You can change your cookie settings through your browser.  If you continue without changing your settings, you agree to our use of cookies.  See our Privacy Policy for more information.

Print.Print
Print Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print

May email and web banners May email and web banners

Perseverancia en el dolor

15 de mayo del 2022 | Salmo 129

Mi esposa y yo celebraremos nuestro vigésimo aniversario este año. Al mirar hacia atrás en las últimas dos décadas, estamos agradecidos por las muchas bendiciones que Dios nos ha permitido experimentar. Cosas como tener hijos y oportunidades de ministerio. También estamos agradecidos por las pruebas y dificultades por las que nos hizo pasar. Ambos son motivos para alabar a Dios.

Cuando Israel recordó su historia en la lectura de hoy, celebró no lo que había logrado como nación, sino lo que había sobrevivido. Desde su infancia como esclavos en Egipto, Israel había sido repetidamente amenazada e invadida por potencias extranjeras. Los madianitas, amalecitas, moabitas, edomitas, filisteos, y así sucesivamente . . . la lista de sus opresores es larga. En una imagen vívida, El salmista compara la violencia que habían tenido estas naciones hacia Israel con un labrador que ara un campo (v. 3). Israel había sufrido una y otra vez.

Pero el Señor había estado con Israel incluso en esos tiempos difíciles. El salmista declara: “Pero el SEÑOR es justo; me libró de las ataduras de los impíos.” (v. 4). Hay muchos ejemplos en el Antiguo Testamento de Dios liberando y salvando a Israel. Esto demuestra el carácter justo de Dios.

El salmo concluye volviendo al presente. El salmista ve a muchos en Israel que le habían dado la espalda al Señor. Ellos odiaban a Sión (v. 5). Esto es más que el desdén de un residente rural por la ciudad. Sión fue el lugar donde Dios escogió morar entre Israel. Estas personas habían abandonado a Dios y estaban actuando en contra de lo que Él estaba haciendo en el mundo. El salmista ora para que sus esfuerzos no tengan éxito (vv. 6–8). Dios vendría una vez más a salvar.

  • El apóstol Pablo nos recuerda como creyentes hoy que nuestra lucha no es contra sangre y carne, sino contra “fuerzas espirituales malignas en las regiones celestiales” (Efesios 6:12). Podemos orar hoy para que Dios no permita que el mal triunfe.

 

 

 

 

POR RYAN COOK

 
     
Ryan Cook es profesor asociado de Antiguo Testamento y Hebreo en Moody Theological Seminary. Ha trabajado en el campo de la educación cristiana y fue pastor en Michigan durante siete años. Ryan, su esposa Ashley y sus tres hijos residen en el noroeste de Indiana.
 

‚Äč


Today in the Word (en inglés)

Encuentra más recursos en inglés. Today in the Word te proporciona herramientas que te ayudarán a profundizar en tu estudio de las Escrituras.

Dona ahora a TITW


Mayo | Hoy en la palabra

D L M M J V S
1 2 3 4 5 6 7
8 9 10 11 12 13 14
15 16 17 18 19 20 21
22 23 24 25 26 27 28
29 30 31        
< Abril 30 Junio 1 >