This site uses cookies to provide you with more responsive and personalized service and to collect certain information about your use of the site.  You can change your cookie settings through your browser.  If you continue without changing your settings, you agree to our use of cookies.  See our Privacy Policy for more information.

Print.Print
Print Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print

Banners March, Radio Moody 2022, TITW-Spanish Banners March, Radio Moody 2022, TITW-Spanish

Betsabé: ¿Quién será rey?

25 de marzo del 2022 | 1 Reyes 1:1–31

La historia está llena de historias épicas de reyes y reinas que luchan por obtener o retener el trono. No es sorprendente que 1 Reyes comience con una historia así. El rey David era anciano y estaba muy enfermo. El trono era vulnerable y la gente competía por un puesto.      

Adonías, el hijo mayor sobreviviente de David con Jaguit, declaró que sería rey. Consiguió carros de combate y reclutó a dos poderosos partidarios: Abiatar el sacerdote y Joab el general (v. 7). Estar aliado con Joab también le dio a Adonías acceso a todo el ejército. El autor señala, sin embargo, que otros líderes no se volvieron traidores, a saber, el profeta Natán (v. 8).

Cuando Adonías organizó audazmente una fiesta de celebración e invitó a los oficiales reales de su padre, excepto a Natán y su propio hermano Salomón (vv. 9–10), Natán tomó acción. Su estrategia no se basó en el poderío militar, sino en astucia y conexiones. En lugar de ir directamente a David, Natán informó a Betsabé del complot de Adonías y solicitó su ayuda. Primero la envió a la habitación del rey. Cuando David le preguntó a Betsabé qué quería, ella le recordó su juramento: “tú juraste a tu sierva por el SEÑOR tu Dios, diciendo: ‘Ciertamente tu hijo Salomón será rey después de mí y se sentará en mi trono’” (v. 17 LBLA). La promesa fue tanto personal como providencial. Betsabé le recordó a David su influencia y autoridad, y terminó pidiendo su cuidado (v. 21).

Tal como lo habían planeado, llegó Natán y Batsabé se escabulló de la escena. Natán recalcó la gravedad de la situación y desafió a David directamente (v. 27). Pero antes de que David respondiera, llamó a Betsabé. Aunque su cuerpo estaba fallando, su mente estaba clara y su respuesta fue majestuosa: “te aseguro que hoy cumpliré lo que te juré por el SEÑOR, el Dios de Israel” (v. 30).

  • Por medio de Betsabé, vemos otra historia poco probable del poder redentor de Dios. Podemos estar agradecidos de que Dios puede mover los corazones de los reyes y de que Su voluntad jamás será detenida.

 

Kelli Worrall

 

 

 

POR KELLI WORRALL

 
      Kelli Worrall es profesora de comunicación y catedrática en el departamento de Música, Artes y Medios del Instituto Bíblico Moody. Es autora de dos libros, uno junto a su esposo Peter. Es graduada de Cedarville University (BA), con estudios de postgrado enTrinity Evangelical Divinity School (MRE) y Roosevelt University (MFA). Ella y su esposo son conferencistas regulares en eventos y retiros. Viven en el noroeste de Illinois con sus dos hijos.  

‚Äč


Today in the Word (en inglés)

Encuentra más recursos en inglés. Today in the Word te proporciona herramientas que te ayudarán a profundizar en tu estudio de las Escrituras.

Dona ahora a TITW


Marzo | Hoy en la palabra

D L M M J V S
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    
< Febrero 28