This site uses cookies to provide you with more responsive and personalized service and to collect certain information about your use of the site.  You can change your cookie settings through your browser.  If you continue without changing your settings, you agree to our use of cookies.  See our Privacy Policy for more information.

Print.Print
Print Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print

Banners March, Radio Moody 2022, TITW-Spanish Banners March, Radio Moody 2022, TITW-Spanish

Noemí: Sí, pero . . .

12 de marzo del 2022 | Ruth 2:17–23

¿Alguna vez has experimentado una temporada prolongada y difícil en la vida y, justo en medio de ella, Dios te proporcionó una bendición que te permitió seguir confiando? Eso es exactamente lo que les sucedió a Rut y a Noemí.

Después de su visita al campo de Booz, Rut llegó a casa con una cantidad extraordinaria de cebada. Cuando Noemí vio la abundante provisión de Dios, proclamó: “¡Que el SEÑOR lo bendiga!” (Rut 2:20). Su siguiente declaración tiene una interesante ambigüedad gramatical en hebreo. Ella dice: “porque no ha rehusado su bondad [hesed] ni a los vivos ni a los muertos” (LBLA). Podemos preguntarnos, ¿Si Noemí se está refiriendo a Booz o al Señor? La LBLA mantiene la ambigüedad del original. Los comentaristas debaten el punto. ¿Fue intencional su falta de claridad? Quizás su declaración se relacione tanto con Booz como con Dios.

Booz era su pariente redentor, su goel. Goel, como hesed, no tiene una traducción fácil al español. El concepto es casi exclusivamente hebreo, pero el significado básico es “redimir, recuperar y restaurar”. Goel no es solo un tema en Rut, sino también en toda la Escritura. Booz había redimido a Rut y a Noemí del hambre, pero su redención iría mucho más allá de esto, en el tiempo de Dios.

Al final del capítulo 2, Rut la moabita (el autor nos recuerda de nuevo el estado extranjero de Rut) le dice a Noemí que Booz no solo la invitó a espigar por un día, sino hasta el final de la cosecha. No solo aseguró que tuvieran comida, sino que también garantizó la seguridad de Ruth.

El versículo 23 resume la temporada de cosecha y da tres detalles finales: Rut permaneció cerca de los sirvientes de Booz; Rut recogió las cosechas de cebada y trigo; y todavía vivía con su suegra. Aunque las necesidades físicas de Noemí y Rut se habían satisfecho durante dos meses, sus necesidades a largo plazo seguían siendo cuestionables.

  • A veces experimentamos lo que se siente como una respuesta de “Sí, pero . . .” a la oración. La provisión de Dios no fue del todo lo que esperábamos. Esos momentos pueden desafiar nuestra fe, pero también pueden significar que Dios no ha terminado con nuestra historia.

 

Kelli Worrall

 

 

 

POR KELLI WORRALL

 
      Kelli Worrall es profesora de comunicación y catedrática en el departamento de Música, Artes y Medios del Instituto Bíblico Moody. Es autora de dos libros, uno junto a su esposo Peter. Es graduada de Cedarville University (BA), con estudios de postgrado enTrinity Evangelical Divinity School (MRE) y Roosevelt University (MFA). Ella y su esposo son conferencistas regulares en eventos y retiros. Viven en el noroeste de Illinois con sus dos hijos.  

‚Äč


Today in the Word (en inglés)

Encuentra más recursos en inglés. Today in the Word te proporciona herramientas que te ayudarán a profundizar en tu estudio de las Escrituras.

Dona ahora a TITW


Marzo | Hoy en la palabra

D L M M J V S
    1 2 3 4 5
6 7 8 9 10 11 12
13 14 15 16 17 18 19
20 21 22 23 24 25 26
27 28 29 30 31    
< Febrero 28