This site uses cookies to provide you with more responsive and personalized service and to collect certain information about your use of the site.  You can change your cookie settings through your browser.  If you continue without changing your settings, you agree to our use of cookies.  See our Privacy Policy for more information.

Print.Print
Print Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print

Banners TITW- Spanish Banners TITW- Spanish

Como Caín desaprovechó la enseñanza

15 de enero del 2022 | Génesis 4:1–16

Puede que no te sorprenda que muchas personas estén abandonando rápidamente la fe cristiana. Existe un estudio que dice que por cada individuo que se convierte en creyente, cuatro abandonan la iglesia. Una fuente afirma que, durante los próximos 30 años, un millón de personas por año elegirán dejar de estar afiliadas con cualquier tipo de cristianismo. Muchos son jóvenes criados en familias cristianas que reniegan de su fe más adelante en la vida.

La historia de Caín en la lectura de hoy es trágicamente similar. Caín conocía al Señor. Sin duda, había escuchado la historia de la Creación de sus padres. Sabía que debía adorarlo. Cuando su ofrenda inicial fue rechazada, Dios mismo alertó a Caín sobre las consecuencias de su próxima decisión. Necesitaba aprender de su fracaso y aceptar la segunda oportunidad de Dios en lugar de “duplicar” el pecado. Desafortunadamente, Caín no prestó atención a la advertencia de Dios.

La advertencia de Dios es un ejemplo increíble de Su misericordia (vv. 6–7). Si Caín confesaba y se arrepentía de lo que había hecho mal con su primera ofrenda (no sabemos exactamente qué fue) e hiciera “lo bueno”, Dios lo aceptaría tal como había aceptado la ofrenda de Abel. Pero el pecado de la ira estaba “acechando” a la puerta. Si tan solo Caín pudiera resistir la tentación y aceptar la reprensión amorosa de Dios, su estrecha relación con el Señor podría continuar.

Trágicamente, Caín no pudo aprender la lección. En cambio, su ira siguió ardiendo y cometió un asesinato premeditado. Peor aún, cuando Dios lo interrogó, respondió: “¿Acaso soy yo el que debe cuidar a mi hermano?” (v. 9). Esto completó su fracaso en valorar la vida como Dios la ama y amar como Dios ama. A pesar de la falta de arrepentimiento de Caín, Dios mitigó su justo castigo con una marca misericordiosa que preservaría su vida (v. 15). Caín se eligió a sí mismo antes que a Dios cuando tomó sus decisiones. Su ira lo ayudó a cegarlo a su peligrosa situación espiritual, y rechazó la verdad en la reprensión de Dios.

  • Caín no aprendió la lección, ¡pero nosotros podemos! ¿Qué pecados están “acechando” a tu puerta, tratando de dominarte? Toma la decisión sabia, pide la ayuda del Señor y gana la batalla.

 

Brad Baurain

 

 

 

POR BRAD BAURAIN

 
      El Dr. Brad Baurain ha trabajado como escritor y editor de Today in the Word desde 1993. Actualmente, se desempeña como profesor asociado y director del programa TESOL en Moody Bible Institute. Brad tiene el privilegio único de tener un título de cuatro universidades diferentes (incluida Moody). También ha enseñado en China, Vietnam, Estados Unidos y Canadá. Brad y su esposa, Julia, tienen cuatro hijos y residen en Munster, Indiana.  

‚Äč


Today in the Word (en inglés)

Encuentra más recursos en inglés. Today in the Word te proporciona herramientas que te ayudarán a profundizar en tu estudio de las Escrituras.

Dona ahora a TITW


Enero | Hoy en la palabra

D L M M J V S
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          
< Diciembre 31 Febrero 1>