This site uses cookies to provide you with more responsive and personalized service and to collect certain information about your use of the site.  You can change your cookie settings through your browser.  If you continue without changing your settings, you agree to our use of cookies.  See our Privacy Policy for more information.

Print.Print
Print Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print
Print.Print
Print

TITW-Spanish, Hoy En La Palabra TITW-Spanish, Hoy En La Palabra

Una tarea imposible

24 de diciembre del 2021 | Mateo 28:16–20

¿Y si te pidieran que contaras todos los granos de arena en una playa? O, ¿qué pasaría si te dieran la tarea de inventar un auto volador barato? Claramente, te sentirías abrumado por lo que parece imposible. Lo más probable es que te rías en lugar de tomar estas solicitudes en serio.

Quizás nos preguntemos cómo se sintieron los discípulos en su última conversación con Jesucristo, según se registra en el Evangelio de Mateo. Jesucristo había llevado a Sus once discípulos a una colina en Galilea para darles un mandato final importante. Desde una perspectiva mundana, estos discípulos no fueron extraordinarios. Eran ex pescadores y recaudadores de impuestos. Probablemente nunca habían viajado más allá de la provincia romana de Judea.

Sin embargo, Jesucristo les dio un mandato aparentemente imposible. Los llamó a “ir y hacer discípulos de todas las naciones” (Mateo 28:19). ¿Qué quiso decir Él? ¿Por qué le dio a este grupo de gente una tarea tan enorme? Jesucristo quería que tanto judíos como gentiles escucharan las buenas nuevas sobre Su muerte y resurrección. Él los quería no solo decirle a la gente sino "hacer discípulos". Jesucristo estaba llamando a sus discípulos a reclutar a más personas para que se convirtieran en Sus aprendices. Esto implica ser bautizados y “enseñarles a obedecer todo lo que les he mandado” (v. 20). No eran simplemente para hacer que la gente aceptara verbalmente seguir a Cristo, sino para ver vidas transformadas por Su enseñanza.

Él dio este mandato imposible por dos razones. Primero, se le ha dado “toda autoridad en el cielo y en la tierra” (v. 18). Tenía derecho a hacerlo. Pero igualmente importante, Jesucristo prometió que Él daría (¡y lo hará!) a Sus discípulos para obedecer este mandamiento (v. 20).

  • Heredamos este mandato de Jesús. Los seguidores de Jesucristo nunca tienen que preguntarse cuál debería ser su propósito en la vida. Si bien hay diferentes formas en las que Dios nos llama a ser parte de Su misión, el objetivo general está claro. Este claro propósito es un regalo maravilloso que puede brindarnos dirección y esperanza hasta que Cristo regrese.

 

 

 

 

POR RYAN COOK

 
     
Ryan Cook es profesor asociado de Antiguo Testamento y Hebreo en Moody Theological Seminary. Ha trabajado en el campo de la educación cristiana y fue pastor en Michigan durante siete años. Ryan, su esposa Ashley y sus tres hijos residen en el noroeste de Indiana.
 

‚Äč


Today in the Word (en inglés)

Encuentra más recursos en inglés. Today in the Word te proporciona herramientas que te ayudarán a profundizar en tu estudio de las Escrituras.

Dona ahora a TITW


Diciembre | Hoy en la palabra

D L M M J V S
      1 2 3 4
5 6 7 8 9 10 11
12 13 14 15 16 17 18
19 20 21 22 23 24 25
26 27 28 29 30 31  
< Noviembre 30 Enero 1>