This site uses cookies to provide you with more responsive and personalized service and to collect certain information about your use of the site.  You can change your cookie settings through your browser.  If you continue without changing your settings, you agree to our use of cookies.  See our Privacy Policy for more information.


Oraciones desde la cruz

3 de abril de 2021 | Lucas 23:44–49

En la cruz, Jesús permaneció mayormente en silencio. El dolor insoportable que soportó le habría hecho casi imposible hablar. Cualquier palabra habría necesitado la fuerza necesaria para levantarse apoyado en sus manos y pies clavados, y así, poder respirar. Por tanto, las palabras que Jesús pronunció desde la cruz son muy significativas. Entre las siete expresiones atribuidas a Jesús durante su crucifixión, tres fueron oraciones a Su Padre celestial.

Sus primeras palabras desde la cruz fueron una oración. Mientras los soldados dividían Su ropa y echaban suertes, Él gritó: “Padre . . . perdónalos, porque no saben lo que hacen” (Lucas 23:34). Vemos que incluso en medio de la injusticia y la humillación, Jesús oró por Sus perseguidores. Los soldados romanos estaban haciendo lo que sabían y habían sido enseñados. Su lealtad era hacia el emperador y les importaban poco las riñas judías del momento. Sin embargo, más tarde veríamos que la oración de Jesús fue respondida, ya que el centurión que supervisaba la ejecución alabó y confesó que Jesús era en verdad un hombre justo, el Hijo de Dios (Marcos 15:39; Lucas 23:47).

La segunda oración de Jesús: “Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has desamparado?” (Mateo 27:46; Marcos 15:34) es una cita del Salmo 22. Muchos eruditos creen que esta es una indicación de la única vez en la vida de Jesús cuando fue abandonado por el Padre. Algunos eruditos argumentan que este fue el momento en que el Hijo tomó sobre sí mismo los pecados de toda la humanidad y el Padre se apartó de la presencia del pecado. Independientemente de la interpretación de uno, la segunda oración de Jesús ejemplifica la profundidad de Su sufrimiento por nosotros.

La última expresión de Jesús desde la cruz es también Su tercera oración: “Padre, en tus manos encomiendo mi espíritu” (Lucas 23:46). Aquí, Jesús cita el Salmo 31:5 y anuncia a todos Su confianza en Su Padre celestial para resucitarlo de los muertos. Solo unos días después, ¡lo hizo!

  • Toma tiempo hoy para leer y reflexionar sobre las oraciones de Cristo en la cruz. ¿Qué significado tienen para ti esas oraciones, particularmente durante esta Semana Santa?

 

 

POR EL DR. CHRIS RAPPAZINI

   

El Dr. Chris Rappazini es profesor asociado y director de los programas de licenciatura y postgrado en Estudios Pastorales del Instituto Bíblico Moody y del Seminario Teológico Moody. Es el vicepresidente de la Sociedad Evangélica de Homilética. Con anterioridad, fue ministro asociado para la predicación y enseñanza de Southside Christian Church en Spokane, Washington. Chris, su esposa Ashley y sus tres hijos residen en el noroeste de Indiana.


Today in the Word (en inglés)

Encuentra más recursos en inglés. Today in the Word te proporciona herramientas que te ayudarán a profundizar en tu estudio de las Escrituras.

Dona ahora a TITW


Abril | Hoy en la palabra

             
        1 2 3
4 5 6 7 8 9 10
11 12 13 14 15 16 17
18 19 20 21 22 23 24
25 26 27 28 29 30  
< marzo 31  

Radio Moody Entre Amigos